Toyota lanzó un plan de ahorro para autos usado certificados

Se llama Flex y ofrece vehículos con hasta 4 años de antigüedad y superaron 150 puntos de revisiones mecánicas y estéticas.

Toyota lanzó una nueva opción para sus clientes de plan de ahorro: la suscripción Flex. Con esta alternativa, los usuarios podrán optar, al momento de la adjudicación, por un vehículo 0 KM o un Usado Certificado Toyota con hasta 4 años de antigüedad, ambos con garantía oficial y el respaldo de la marca.

Este plan fue diseñado por la marca japonesa con el objetivo de atender a tres tipos de clientes: el perfil «primer auto», pensado para aquellos que aún no poseen un vehículo y buscan una cuota más accesible, pudiendo elegir entre un 0km o un Usado Certificado Toyota; los clientes que desean opciones de financiación para vehículos nuevos o usados, valorando la seguridad y el respaldo de la marca; y aquellos que ya son usuarios de Toyota y necesitan financiar su próximo vehículo.

El Plan Flex permite ingresar a la marca mediante un vehículo usado, el cual se distingue por tener menos de 8 años de antigüedad o menos de 200.000 kilómetros. Los vehículos elegibles para este plan tienen hasta 4 años de antigüedad.

LEER TAMBIÉN |  Stellantis invierte en parques de energía solar en Argentina

Toyota asegura que “los vehículos se destacan además por su estado, ya que para ser certificados deben aprobar un checklist de 150 puntos de revisiones mecánicas y estéticas, además de contar con los servicios oficiales y la documentación al día”. La garantía adicional empieza a regir una vez que vence la garantía de fabricación inicial.